Tresmiles del Pirineo Central

PORTADA 2014.indd

Algunos asoman vergonzosos por encima de extensos bosques mixtos. Sus aristas disimulan queriendo confundirse entre las puntas de los abetos. Los hay que cuentan con un espejo de uso particular, un lago de aguas cristalinas en el que se remiran cada día, pagados de sí mismos, de su estampa fiera. Otros deslumbran cuando, al amanecer o al anochecer, los rayos solares recorren con su fuego las grietas y filos. Refulgen entonces con aspecto irreal mientras las sombras atrapan sus pies inmovilizándolos. Los más osados muestran su figura descarnada y solitaria, dispuestos a batirse en duelo con los osados montañeros, desafiantes y seguros de poder doblegar a esos pequeños e insignificantes mortales. Tienen su propia personalidad, no cabe duda, a pesar de formar parte de un excelso grupo de más de doscientos integrantes, el club de los tresmiles pirenaicos, la mayoría de ellos en el Pirineo central. ¿Vamos a por ellos? Te proponemos cumbres accesibles, las más clásicas, los segundones de lujo y aquellos que están unidos entre sí por crestas de vértigo. Hay para todos los gustos y preparaciones. ¡No tienes excusa! Nuestro especial de verano ya está en el quiosco…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s